Producción y consumo sostenible para el cuidado del planeta

Cada vez más se pone de manifiesto la necesidad de mantener la biodiversidad para el adecuado funcionamiento de los ecosistemas y el aumento de la producción de alimentos. En la actualidad, la biodiversidad de la tierra se ve amenazada por los cambios en el uso de la tierra, la contaminación, el cambio climático entre otros factores.

Si se continúan utilizando los recursos naturales como se ha hecho hasta ahora, en que se ha ido desforestando y por lo tanto impidiendo la natural neutralización de las emisiones de CO2 con efecto invernadero en un futuro no muy lejanos tendremos serios problemas con el calentamiento global, lo que incide directamente en la producción de alimentos.

De acuerdo a las proyecciones mundiales de crecimiento, la población del planeta al año 2050 será de 10 mil millones de personas, por lo que se hace necesario aumentar la producción de alimentos a través de una agricultura sostenible, es decir que sea amigable con el medio ambiente. En que exista una diversificación de los cultivos de manera de mejorar la salud del suelo y la conservación de la biodiversidad que es esencial para la producción actual y futura de alimentos (FAO, 2018).

Las dietas sostenibles, en general tienen un bajo impacto ambiental por las siguientes razones: promueven la diversidad, lo que implica el consumo de una gran variedad de alimentos; están basadas en alimentos mínimamente procesados, especialmente los que se cultivan en el campo, como leguminosas, frutas y verduras, semillas y nueces sin sal, promueven el consumo moderado de carne y productos lácteos, consumo muy limitado de alimentos con alto contenido de grasas, azúcar o sal y bajo contenido de micronutrientes, por ejemplo papas fritas, productos de confitería y bebidas azucaradas; consumo de agua potable en lugar de bebidas y refrescos (FAO, Universidad de Oxford 2018).

Una de las acciones concretas que puede hacer el consumidor para contribuir al consumo sostenible es evitar las pérdidas y desperdicios de alimentos, se sabe que a nivel mundial se pierde o desperdicia un tercio de la producción mundial de alimentos. Estas pérdidas afectan tanto a productores como a consumidores ya que los productores deben aumentar los precios de los alimentos lo que afecta directamente al consumidor, además del daño que se produce en el medio ambiente por la pérdida de agua, tierra cultivada y mano de obra por nombrar algunos factores (FAO, 2011).

Dada la Importancia del agua en la seguridad alimentaria, el consumidor, al que se le recomienda el consumo de agua limpia de 6 a 8 vasos al día, puede mejorar la eficiencia en el consumo del agua con medidas tan simples como: realizar una mantención constante de las llaves de agua del hogar, de manera que no perder agua por esta vía, cerrar la llave cuando se están lavando los dientes o cocinar las verduras con poca agua o al vapor, entre muchas otras acciones que se pueden hacer a nivel del hogar.

Otra acción importante que puede hacer el consumidor es fomentar la reutilización y el reciclaje y promover patrones de consumo más sostenibles, en que se tome conciencia del impacto ambiental que causa cada una de nuestras acciones.

El reutilizar y reciclar los residuos de alimentos mediante el compostajes es una buena acción que es favorable para la calidad del suelo.

Finalmente, recordar que también se puede contribuir a disminuir el impacto ambiental a través de la actividad física, en que se usen las escaleras en lugar del ascensor y que se traslade en bicicleta o caminando al lugar de estudio o trabajo.

 

Referencias

FAO y Red de Investigación sobre el Clima y la Alimentación, Universidad de Oxford. González C, Garnett T. Platos, pirámides y planetas. Novedades en el desarrollo de guías alimentarias nacionales para una alimentación saludable y sostenible: Evaluación del estado de la situación. Roma 2018.

FAO. Pérdidas y Desperdicios de Alimentos en el Mundo. Alianza Regional para la Prevención y Reducción de Pérdidas y Desperdicios de Alimentos – Alcance, causas y prevención. Dusseldorf, Alemania. Disponible en: http://www.fao.org/3/a-i2697s.pdf 2011

FAO. Transformar la alimentación y la agricultura para alcanzar los ODS. 20 acciones interconectadas para guiar a los encargados de adoptar decisiones. 2018

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *