Entradas

Ceviche de coliflor

,

Por Isabel Zacarías

¿Estás aburrid@ de hacer las mismas preparaciones todas las semanas?, ¿latead@ del arroz y las pastas? Bueno, hoy, nuestro querido Equipo 5 al Día tiene la solución para tu situación. Así es, porque para esta jornada tenemos un plato novedoso, fresco y muy fácil de realizar.

¿Qué necesitamos?
– 1 coliflor.
– 1 cebolla.
– Perejil.
– Sal.
– Aceite.
– Limón.

¿Cómo se hace? Muy simple, aquí te contamos:
Lo primero que debemos hacer es lavar muy bien la coliflor, luego ésta se desmenuza con mucho cuidado. Posteriormente, lavamos la cebolla, junto con el perejil. Seguido de esto, se trozan finamente.

Finalmente, debemos mezclar todos los ingredientes en un bol o ensaladera y aliñarlos con sal, aceite y limón.

¡Ves que fácil es! Anímate, hazlo en tu casa y muéstranos cómo te quedó.

Si te gustó la receta, ¡compártela con tus amig@s!

Paté de lentejas y nueces

Sorprende a tu familia con algo diferente, un paté o hummus de lentejas y nueces. Un sabor único y delicado para incorporar a tu recetario y dieta semanal. Recuerda que es aconsejable consumir legumbres, al menos, 2 veces por semana.

Ingredientes:
– 400 gr de lentejas cocidas.
– 1 taza de nueces.
– 1 ajo.
– 1 cucharadita de comino.
– 1 cucharadita de pimienta negra.
– 1 cucharadita de sal (a gusto).
– 1 cucharada de tahini.
– 1 cucharada de tamari (o soya).
– Jugo de medio limón.
– Aceite de oliva.
– Hojas de menta para decorar (opcional).

Instrucciones:

Junto a tus hij@s, coloca en un procesador de alimentos todos los ingredientes y trituren hasta conseguir una textura cremosa. Sírvanlo en un bol con un chorrito de aceite de oliva encima y hojas de menta picadas.

Y ya lo tienes, un plato diferente y con el que puedes salir de la rutina en la cocina familiar.

Guiso de garbanzos con espinacas

Para hoy te proponemos un guiso fresco y saciador, y que naturalmente puedes hacer con toda tu familia. Ideal para estos días de cuarentena y vida en comunidad.

Para 4 personas

INGREDIENTES:
– 400 g de garbanzos cocidos.
– 200 g de espinacas.
– 1 cebolla pequeña.
– 4 cucharadas de salsa de tomate casera.
– 2 ajos.
– Sal.
– Pastilla de caldo (opcional).
– Pimienta negra molida.
– Aceite de oliva virgen extra.

PREPARACIÓN:
Sofríe la cebolla en una sartén con aceite de oliva. Cuando empiece a dorarse, añade las cucharadas de salsa de tomate casera. Deja reducir y reserva.

Saltea, en una sartén con aceite, las espinacas con dos ajos bien picaditos y la sal correspondiente. Una vez que hayan cambiado el color verde intenso a un verde algo más oscuro, apártalas del fuego.

En una cacerola, vierte el sofrito de cebolla y tomate, y añade agua (350 ml aprox.). Incorpora los garbanzos (si son de conserva, acláralos con agua después de escurrirlos). Adereza con sal o un poco de caldo concentrado. Añade un poco de pimienta negra molida y deja cocer unos cinco minutos.

Pasados los cinco minutos, añade las espinacas y deja cocer cinco minutos más, a fuego lento. Si se seca, añade un poco más de agua. Pasados los cinco minutos, rectifica la sal y ya lo puedes servir.